5 posibles causas de porque te duelen las rodillas al pedalear

Ignacio P. - 2016-04-10 10:12:33 - Carretera

Siempre que intentamos convencer a alguién de que el mejor deporte que puede realizar es montar en bici, sale aquello de que el ciclismo es un deporte que no genera impacto y que es muy poco lesivo. Esto es 100% verdad, pero los que llevamos montando en bici unos cuantos años sabemos que alguna vez hemos sufrido dolores de espalda, rodilla o trasero como poco. Hoy vamos a ocuparnos de cinco posibles causas por las que estés sufriendo algunas molestias en las rodillas.

Pero si la bici no lesiona, ¿por qué me duelen las rodillas?

Como ya hemos dicho el ciclismo puede ser el deporte que menos lesiones genera. Si la práctica es muy esporádica seguro que no tendremos casi ninguna lesión encima de la bici por muy mal que hagamos las cosas -quizás el clásico dolor de trasero-. Pero si comenzamos a montar en bici de carretera o MTB de manera asidua hay algunos factores que debemos tener en cuenta para evitar molestias y dolores en las rodillas. rodillas ciclista

1.Posición del sillín

Un porcentaje altísimo de los problemas con las rodillas vienen de no tener bien ajustada la medida del sillín. Es complicado encontrar una medida correcta y lo mejor es que realices pruebas hasta dar con tu posición ideal. Piensa que puede ser la causa de que estés incómodo encima de tu bici, generes más estrés y puede que hasta derive en una lesión, así que no te lo tomes a la ligera. De manera general se se utiliza la norma de: con el talón puesto sobre el pedal, y el pedal situado en la parte más baja, tu pierna debe quedar estirada pero ligeramente flexionada. La altura del sillín que consigas con esa regla será un buen punto de partida.

2.Llevar una cadencia muy baja

Muchos ciclistas por desconocimiento tienden a llevar relaciones duras en su transmisión -plato grande y piñones pequeños- lo que dará lugar a una cadencia por debajo de las 75 RPM e incluso 60. Esto genera una mayor presión en la rotula al pedalear y ocasionará las molestias en la rodilla. Para evitarlo lo ideal es llevar siempre una relación que nos permita tener una cadencia por encima de las 80 RPM. De esta manera avanzaremos con un pedaleo más suelto y castigaremos menos nuestras preciadas rodillas.

3.Aumentar las distancia de manera brusca

Si realizamos un aumento de kilómetros durante nuestras salidas semanales de manera brusca, nuestras rodillas pueden resentirse. Piensa que la musculatura no está preparada para la fatiga que supone pasar de 30 a 100 kilómetros -por ejemplo- y las peores perjudicadas son nuestras articulaciones. técnica pedaleo

4.Técnica de pedaleo

Una mala o nula técnica de pedaleo puede ocasionar que tengamos un rango de movimiento muy pobre. Lo que a la larga puede comenzar a ocasionar dolores en la rotula. Te aconsejamos que le prestes atención a la técnica de pedaleo ya que es muy fácil de aprender incorporando unos sencillos ejercicios en tus salidas habituales.

5.Descuidar el core

Si tienes controlado todo lo anterior y aún así te siguen dando guerra las rodillas piensa que el problema puede estar en tu core. La fuerza que utilizas en el pedaleo proviene principalmente de las piernas, pero si tienes un core fuerte puedes aprovechas tus abdominales para aliviar bastante la presión de tus rodillas. Así que prueba a fortalecer tus abdominales y verás como tus piernas lo agradecen.

Newsletter

Suscríbete a nuestro newsletter y recibe todas nuestras noticias. Mountain bike, consejos sobre entrenamiento y mantenimiento de tu bike, mecánica, entrevistas...

¡Estarás al tanto de todo!