8 consejos básicos para orientarse en montaña

Berto Gallego - 2018-03-31 17:00:00

Salir a rodar por la montaña puede ser muy atrevido si no se toman las precauciones adecuadas. Asegúrate de saber orientarte correctamente con la simple ayuda de un mapa y una brújula: depender  exclusivamente de los aparatos electrónicos no es la mejor opción en determinadas circunstancias.

 

8 consejos básicos para orientarse en montaña

Prepara la ruta

A día de hoy disponemos de todas las herramientas necesarias para preparar una ruta en profundidad antes de salir de casa. Hazlo a conciencia, sé consciente de con qué te vas a encontrar, del tiempo estimado para llegar al destino y de todo lo que te pueda ayudar en caso de problemas. 

Orienta tu mapa

Orienta el mapa en función de la orientación geográfica: el norte del mapa debe mirar hacia dónde tu mapa marque el norte. Así serás tú mismo el que esté correctamente orientado. 

Descifra el mapa

Aprende a interpretar un mapa. En él tienes toda la indormación necesaria para orientarte en la montaña, incluyendo las curvas de nivel que te permitirán conocer la orografía del terreno. 

Mira a tu alrededor

Observa lo que tienes alrededor. Aunque sea de manera inconsciente, tu cerebro generará su propio mapa en la cabeza, algo que podría serte muy útil más adelante. 

No te fies de todas las indicaciones

Las indicaciones no oficiales pueden inducir a más de un error. Nunca de fies de ellas para elegir el camino a tomar en la montaña. 

Mira bien dónde te metes

No cualquier sendero de la montaña es apto para rodar con la mountain bike. De hecho, muchos de ellos están dedicados al transito de todo tipo de ganado. Lleva cuidado con dónde te metes. 

Si te pierdes...

Lo primero será ubicarte correctamente en el mapa, haciendo uso de las herramientas de las que dispongas en ese momento. Si no lo cnsigues, la mejor opción es retroceder hasta el último punto conocido. 

Si se hace de noche...

Necesitarás un frontal para iluminarte correctamente. Nunca olvides llevarlo encima su corres riesgo -por la hora o las características de la ruta- de ver esconderse el sol desde la montaña. 

 

Y tú, ¿sabes orientarte correctamente en la montaña? ¿Podrías regresar al punto inicial en cualquier circunstancia, solo con la ayuda de un mapa y tu pericia? ¡Te leemos en nuestras redes sociales!