Kombucha, la bebida de moda. ¿Qué es y para qué sirve?

Germán M. Porcel - 2018-11-03 16:00:00

Todo el mundo habla de la kombucha, pero ¿qué es esta bebida? ¿Me puede servir como ciclista?

kombucha-bebida-que-es

Pero, ¿qué es la kombucha?

Su exótico nombre es mucho más simple traducido al castellano: se trata de un té dulce fermentado. Esas tres palabras resumen casi todo el proceso que hay que realizar para obtener la kombucha.

Porque de base es un té, y puede ser cualquier tipo de té porque las propiedades y características particulares de la kombucha son las otras dos variables: el azúcar y la fermentación de esta mezcla.

En primer lugar se azucara el té y posteriormente se deja reposar y fermentar. Lo curioso de la kombucha es que esta fermentación es distinta a la de los alcoholes a los que estamos acostumbrados en occidente. Al tratarse de una bebida asiática, esta fermentación no se produce con un hongo tal y como ocurre con nuestra cerveza o nuestro pan. Sino que en el caso de la kombucha se trata de una colonia simbiótica de hongos gelatinosos y algunas bacterias que actuando en grupo hacen fermentar la mezcla azucarada. Esta mezcla para la fermentación se conoce como “zooglea”.

kombucha-bebida-que-es

A partir de ahí, como sucede con las cervezas artesanales, se obtiene un tipo de kombucha dependiendo de muchas variables: el tipo de té, la temperatura estable para su fermentación, la cantidad y el tipo de azúcar o endulzante utilizado, los tiempos de las fases, el aislamiento de las mismas, y un sinfín de factores que convierten su creación en una ciencia. El resultado: un líquido fermentado, con alcohol etílico y ácido acético que puede llegar hasta los 7% de volumen pero que suele quedarse en 3-4%, ligeramente gaseoso y con un sabor dulce pero con tintes agridulces.

Pero como ciclista, ¿qué me puede aportar la kombucha?

Pues sin duda no es la mejor bebida isotónica, si sus características están pensadas realmente para la práctica deportiva en general. Pero, por otro lado, sí que puede aportarte algunas cosas interesantes.

Al estar hecho de té como elemento base, aporta todas las propiedades de la teína del té, un componente casi idéntico a la cafeína pero que en el organismo de un ciclista tiene consecuencias diferentes. La teína de la kombucha ayuda a la relajación y reduce el estrés gracias a sus aminoácidos, pero al tiempo ayuda a la lenta absorción de la cafeína, por lo que para un deportista le es útil para administrar mejor los efectos de la cafeína. Es decir, te sirve para medir y regular mejor tus fuerzas y tu sensación de potencia procedente de la alimentación deportiva.

kombucha-bebida-que-es

Pero además, la kombucha, con teína, estimula la actividad física y neuronal, lo que te permitirá concentrarte mejor durante tu salida o prueba ciclista gracias a estas propiedades de incremento de la agudeza mental.

Por supuesto, infusionada, la teína reduce los daños degenerativos de las células, que en períodos cortos de tiempo significa una mejor recuperación física y mental, una reposición mucho más rápida y eficaz de los tejidos erosionados durante el ejercicio físico.

kombucha-bebida-que-es

Eso sí, de la kombucha comercializada es mejor prescindir en la medida de lo posible debido a su contenido en azúcar y su efecto gaseoso. De las artesanales o de elaboración propia, sí que se puede hacer cierto uso, cuidando extremadamente la infección del líquido durante la fermentación ya que el volumen de alcohol suele acabar con los microorganismos perjudiciales, pero como deportistas nos interesa que tenga el menor grado de alcohol posible.

En resumen, una bebida más moda que práctica, ya que la alimentación e hidratación deportivas están tan avanzadas, tan segmentadas y tan contrastadas que suponen un verdadero aporte de los elementos necesarios en cada momento, y de forma mucho más concreta, eficiente y eficaz que la kombucha o cualquier otro té infusionado.