Wiggins se defiende de las acusaciones y comienza a tirar de la manta

Berto Gallego - 2017-03-28 11:00:01 - Carretera

Bradley Wiggins, campeón olímpico (2004, 2008, 2012, y 2016) y del Tour de Francia (2012) ha salido a la palestra para defenderse de las informaciones que le vienen relacionando con el dopaje en los últimos meses. El campeón británico ha querido desmentir el revuelo creado alrededor de su persona desde que la Agencia Británica Antidopaje iniciara una investigación sobre el Team Sky, el más fuerte de la actualidad y en el que Wiggins corrió los últimos años de su carrera.

Bradley Wiggins se defiende y lanza una advertencia

Su defensa se ha producido en una entrevista emitida por la cadena británica Sky Sports, en la que Wiggins ha reconocido estar pasando malos momentos, "porque no te pueden acusar de nada peor, especialmente siendo un profesional de mi integridad". Antes expuso las razones que le han llevado a dar la cara y salir al paso de las informaciones, el hecho de que -en su opinión- "muchos se extrañarían de que no lo hiciese. No tengo nada que ocultar, y por eso estoy aquí".

Además ha dejado en el aire una advertencia de cara al futuro. El británico no ha dado más detalles sobre una investigación todavía en curso, pero sí ha confirmado que "tengo mucho que decir". Una información que, si hacemos caso a sus palabras, será de gran calado: "Lo que diré será un shock para mucha gente".

Unas palabras que han generado inquietud y expectación en un mundo, el ciclista, que no tiene tiempo de recobrarse del golpe en las costillas antes de recibir un directo al hígado que vuelve a tenderle sobre la lona.

Dardo al Sky: "Las ganancias marginales son una basura"

Bradley Wiggins también tuvo tiempo para lanzar un dardo envenenado a su antiguo equipo, el Team Sky, y su director Dave Brailsford. La exitosa escuadra ha vendido "las ganancias marginales", un sistema que mide cada pequeño detalle en alimentación, descanso o tecnología empleada, como uno de los secretos de sus victorias en los últimos años.

Wiggins, sin embargo, en teoría uno de los grandes beneficiados del método, las ha definido como "una enorme basura". Y es que, en su opinión, "las carreras de bicicletas las ganas si eres bueno y además entrenas como nadie, no valen esas fórmulas mágicas, ni mucho menos dormir en un colchón o con una almohada determinada".

Un nuevo capítulo en la polémica que rodea al Team Sky, para cuyo desenlace todavía parece quedar un largo camino. Y es que, de momento, seguimos sin saber si durante el Criterium du Dauphine de 2011 Bradley Wiggins consumió sustancias ilegales.

Newsletter

Suscríbete a nuestro newsletter y recibe todas nuestras noticias. Mountain bike, consejos sobre entrenamiento y mantenimiento de tu bike, mecánica, entrevistas...

¡Estarás al tanto de todo!