Consejos para evitar las agujetas en ciclismo

Berto Gallego - 2017-08-04 12:00:00

La vuelta de vacaciones puede ser dura en muchos aspectos. Uno de ellos es haber perdido la forma física, al principio te costará retomar el ritmo habitual y posiblemente sufras agujetas en el proceso. Las agujetas, que son pequeñas lesiones musculares que se producen en zonas de poca actividad física, se pueden cntrolar y prevenir en un alto porcentaje de las ocasiones. 

Agujetas

Cómo evitar las agujetas en ciclismo

Come alimentos ricos en antioxidantes

Además de disminuir la inflamación y fortalecer nuestro sistema inmunológico, los alimentos ricos en antioxidantes -como las frutas del bosque- son ideales para prevenir la aparición de agujetas. 

Varía el entrenamiento

Sé que lo que te gusta es el ciclismo y no el gimnasio, pero con el tiempo lo agradecerás. Fortalece determinadas zonas musculares claves y las agujetas pasarán a la historia. 

Ingiere grasas de calidad

No todas las grasas son malas, y mucho menos para alguien que practica deporte de manera habitual. La del aceite de oliva o los pescados azules protege las membranas musculares, reduciendo considerablemente el riesgo de sufrir agujetas. 

 

agujetas

Toma proteínas

Las proteínas son parte básica de la dieta de cualquier deportista, y esto no es casualidad. Sus aminoácidos son necesarios para la regeneración muscular, y por lo tanto parte esencial en la lucha contra las agujetas. 

Vuelve al entrenamiento progresivamente

Que no te pueda el ímpetu al volver de vacaciones. Sé consciente de tus capacidades -de las que has perdido en el chiringuito, también- y vuelve al entrenamiento progresivamente. 

Evita los antiinflamatorios

Los analgesicos y antiinflamatorios no son más que una cortina de humo: dejarás de sentir molestias, pero el problema en tu cuerpo seguirá siendo exactamente el mismo. De hecho, una vez terminado su efecto puede producir rebote y que el dolor sea todavía mayor. 

agujetas

Si quieres prevenir las agujetas en ciclismo, los consejos arriba citados te ayudarán a hacerlo. No obstante, cada maestrillo tiene su librillo. ¿Qué métodos utilizas tú para conseguirlo?¿Y para paliar las molestias una vez que llegan? ¡Te leemos en nuestras redes sociales!

También puede interesarte