Lieja-Bastoña-Lieja: todos contra Valverde

Berto Gallego - 2016-04-23 12:43:46 - Carretera

La víspera de su cumpleaños -el lunes cumplirá 36- Alejandro Valverde disputará la Lieja-Bastoña-Lieja no como uno de los grandes favoritos, eso es algo habitual desde hace 10 años, sino como el único e indiscutible hombre a batir en Ans. El de Las Lumbreras arrasó hace unos días en la Flecha Valona, mostrando un golpe de pedal inalcanzable para sus rivales, y en el último Monumento de la primavera tendrá la ocasión de igualar a Moreno Argentin como segundo hombre con más victorias en La Decana de las clásicas. De lograrlo se quedaría a una sola victoria del recordman de la prueba, Eddy Merckx, situando a su alcance un registro que pervive 4 décadas.

La Doyenne (La Decana) es  la culminación del tríptico de las Ardenas, que completan la Amstel Gold Race y la Flecha Valona. Se trata de la única carrera ardenera que se cuenta entre los cinco Monumentos del ciclismo, y se caracteriza por las innumerables cotas, subidas cortas y explosivas que infestan su recorrido. Alejandro y sus rivales deberán completar 253 kilómetros de terreno quebrado, terreno que innumerables gestas convirtieron en santuario del ciclismo.

La carrera se decidirá en el último tercio, a partir del paso por La Redoute (2 kilómetros al 8,9%), cota en la que históricamente se rompía la carrera, pero que en los últimos años viene siendo más bien irrelevante. A partir de ahí un constante sube y baja con más de 150 kilómetros en las piernas pondrá a prueba las fuerzas de los mejores clasicómanos del pelotón. En La Roche-aux-Facons (1,3 kilómetros al 11%) y Saint-Nicolas (1,2 km  al 8,6 %) debería seleccionarse el pelotón y a solo 2,5 kilómetros a meta los ciclistas deberán superar Rue Naniot (600 metros al 10,5%), cota que se estrena en la carrera. Según la mayoría de los pronósticos esta novedad en el recorrido será decisiva de cara a la resolución final. De hecho el propio Alejandro Valverde ha afirmado que "a esa altura de la carrera es una cota muy exigente, el 100% de la carrera está ahí". Tras ella todavía deberán afrontar la tradicional llegada en Ans, 1 kilómetro al 6,7%.

[embed]https://www.youtube.com/watch?v=aJintCgzG5o[/embed]

La competencia de Alejandro

Arrancamos este artículo diciendo que Valverde llega a esta edición más favorito que nunca. A ello contribuye su excepcional estado de forma y el fantástico equipo que le rodea -Dani Moreno, Ion Izaguirre, Giovani Visconti o Rubén Fernández-, cuando otras temporadas ha dispuesto de poca compañía, pero se debe especialmente al relevo generacional que están viviendo las clásicas ardeneras. Tanto Philippe Gilbert, que no acudirá por una lesión en la mano, como Joaquim "Purito" Rodríguez, sus dos grandes rivales generacionales en Amstel, Flecha Valona y Lieja, parecen haber iniciado su declive físico y difícilmente le podrían poner en problemas.

[embed]https://www.youtube.com/watch?v=qRJ_AbHifxc[/embed]

Así, los dos hombres con más oportunidades de dar la sorpresa son del conjunto Etixx. Daniel Martin, ganador en 2013, se encuentra en su plenitud física y es un hombre con una arrancada difícil de parar en las cotas de la Lieja, pero se trata de un ciclista "menor" en comparación con los tres citados en el párrafo anterior. Su compañero Julien Alaphilippe ya fue segundo tras el murciano la pasada campaña, y su talento es indiscutible. Parece el hombre destinado a dominar estas carreras tras la retirada de Valverde, pero a día de hoy no ha demostrado ser capaz de superar en el mano a mano al Señor de las Ardenas.

A su altura o incluso por encima debería estar Michal Kwiatkowski. El polaco, campeón del mundo en 2014, sí es un ciclista capaz de mirar a los ojos a cualquiera. Sin las inigualables condiciones físicas de Valverde, su valentía y excepcional lectura de carrera le permiten llevarse pruebas en muy diversos escenarios. Sin embargo, su discreto desempeño en la reciente Flecha Valona hace sospechar que no atraviesa su mejor momento de forma tras haber disputado la temporada de piedras a un gran nivel. La otra baza del Sky será Chris Froome, pero está por ver con que actitud acude a La Decana. El británico suele disputar todo lo que corre, lo que puede ser una gran noticia para el espectáculo: debería intentarlo desde lejos, ya que su rush final dista mucho de estar al nivel del de otros candidatos.

Otro que debería intentar endurecer la carrera y no esperar a los últimos kilómetros es Vincenzo Nibali, segundo en 2012, que como Valverde está ultimando su preparación de cara al Giro de Italia. El portugués Rui Costa, el vencedor de la Amstel Gold Race Enrico Gasparotto y el de la Lieja 2014 Simon Gerrans completan el grupo de ciclistas que tratará de cortejar a La Vieja Dama. A la que un murciano tiene enamorada.

 

Newsletter

Suscríbete a nuestro newsletter y recibe todas nuestras noticias. Mountain bike, consejos sobre entrenamiento y mantenimiento de tu bike, mecánica, entrevistas...

¡Estarás al tanto de todo!