¿Qué (y cuáles) son los cinco monumentos del ciclismo?

Carretera 7 feb. 2022 15:02 Ivan F.

"Para entrar en la lista de los grandes campeones, tienes que ganar uno", cuentan que dijo una vez Fausto Coppi. Vale, al parecer lo dijo sobre la París-Roubaix en concreto, pero podemos extenderlo, sin temor a equivocarnos, a lo que hoy se conoce como los cinco monumentos del ciclismo. Las carreras de un día más prestigiosas del calendario, con permiso del Mundial.

Obnubilados por el brillo del Tour, el Giro y la Vuelta, los españoles no les hemos hecho nunca mucho caso. Ni los ciclistas ni los espectadores. Pero ese es un gran error que, afortunadamente, estamos corrigiendo de la mano de los Freire, Valverde o Purito. Porque están entre las pruebas más bellas que existen, y siempre nos dejan los mejores momentos de la temporada. Si quieres conocerlas, aquí va nuestra guía para que no te pierdas nada a partir de marzo.

Il Lombardia

¿Qué son los monumentos del ciclismo?

Es difícil definirlos. Suele decirse que son las clásicas más antiguas, largas y duras del planeta, pero nada de eso es particularmente cierto. O no del todo. Sí, todas tienen más de un siglo, más de 250 km y son exigentes. Pero la Milán-Turín, el Giro del Piamonte o la París-Tours empezaron todas antes que el Tour de Flandes. La Gante-Wevelgem contó en 2021 con 250 km y no por eso se la considera monumento. Y lo de la dureza... es relativo. Lo que sí podemos decir es que son las carreras de un día con más prestigio del mundo. Solo las grandes vueltas y el Mundial les hacen sombra. Y ojo, porque hay clasicómanos que renunciarían a un Tour por una Roubaix.

Sanremo Alaphilippe y Van Aert

¿Cuáles son 5 los monumentos ciclistas?

La Cipressa, el 'forêt d'Arenberg', la 'cima de los italianos', el Muro de Grammont, la Madonna del Ghisallo... Nombres que a los aficionados del ciclismo nos hacen soñar. ¿Sabes a cuál corresponde cada uno? Acompáñanos en este repaso a los cinco monumentos del ciclismo, con sus apodos cariñosos (cada uno tiene el suyo), sus fechas, los puntos claves de su recorrido y sus grandes campeones. Apunta.

Milán-Sanremo

Milán-Sanremo

La 'Classicissima' (ya se sabe el gusto de los italianos por los superlativos), que este año se disputa el 19 de marzo, es tradicionalmente la primera de las cinco grandes y, con casi 300 km, la más larga (las demás están entre los 250 y los 265). Su recorrido más o menos llano la ha hecho, durante las últimas décadas, territorio abonado para sprinters, como Erik Zabel, Mario Cipollini, Mark Cavendish o nuestro Óscar Freire, que la ganó en 3 ocasiones. Aunque el primer español que levantó los brazos en la via Roma fue Miguel Poblet, allá por el 57.

Sin embargo, los últimos 5 años han demostrado que la Cipressa y el Poggio, los dos históricos repechos que se encuentran justo antes de la línea de meta, tienen mucho que decir. Un ataque demoledor de un Alaphilippe (que lleva dando varias veces al palo), Van Aert (ganador en 2020) o Van der Poel (si se repone de sus problemas físicos) puede poner las cosas patas arriba. Y, si no, ahí estará Caleb Ewan para rematar. Ojo también a Philippe Gilbert, que tiene un plan para entrar en la historia en esta carrera. Más sobre esto al final. Aquí domina (cómo no) el enorme Eddy Merckx, con nada menos que 7 victorias.

Tour de Flandes 2013

Tour de Flandes

Con 'lo mejor de Flandes' (Vlaanderens Mooiste, suena mejor en flamenco) nos metemos de lleno en el corazón de los monumentos: abril (día 3), los adoquines, los muros y los especialistas. Gente como los belgas Achiel Buysse, Eric Leman, Johan Museeuw y Tom Boonen, o los invitados foráneos a esta fiesta, el italiano Fiorenzo Magni y el suizo Fabian Cancellara (varios de ellos acabaron apodados 'el león de Flandes'), que comparten el récord de 3 victorias. 'Flandriens', se les llama. Grandes rodadores con potencia para superar los repechos y buen sprint.

Hoy destacan Greg Van Avermaet, Gilbert, Tiesj Benoot, Peter Sagan, Alberto Bettiol o los nórdicos Alexander Kristoff y Kasper Asgreen (ganador el año pasado), además de los omnipresentes Van Aert y MVdP. Además, habrá que estar atentos a Alejandro Valverde (8º en su única participación aquí) y a los debuts de Vincenzo Nibali y Tadej Pogacar. Aunque no se conoce el recorrido, probablemente nos quedemos de nuevo sin el mítico Muur-Kapelmuur (o Muro de Grammont, como siempre se le llamó en España), pero ahí estarán lugares como el Oude Kwaremont o el Paterberg, para hacer la diferencia.

París-Roubaix pavés

París-Roubaix

Seguramente la más querida, odiada, reverenciada, terrible y espectacular de todas. El 'Infierno del Norte' (o 'la Pascale', por celebrarse el domingo de Pascua) es un disfrute cuando llueve, con las dantescas escenas de patinaje sobre el barro, y también cuando hace sol, con esas nubes de polvo que engullen a los ciclistas. En el pavé francés debutarán este 17 de abril, a sus prácticamente 42 años, Alejandro Valverde, y a los 37 cumplidos Vincenzo Nibali. Dicen que sus tramos, como los durísimos Arenberg, Mons-en-Pévèle y Carrefour de l'Arbre, hay que conocérselos de memoria para triunfar aquí, que hay que soñar con ellos día y noche. Pero cualquiera les pone límites al murciano y al siciliano.

El año pasado, además, ganó el debutante Sonny Colbrelli, que esta vez defenderá título, frente a unos Van der Poel, Van Aert, Yves Lampaert o Dylan Van Baarle ávidos de victoria. Otro que tener vigilado es el gigantón italiano Filippo Ganna, que en 2016 ganó la Roubaix Sub-23 y que a muchos recuerda a Fabian Cancellara y a Francesco Moser, dos de los grandes de la historia aquí. Pero los mejores en absoluto fueron Roger De Vlaeminck y Tom Boonen, con 4 triunfos cada uno.

Valverde Lieja

Lieja-Bastogne-Lieja

Ardenas. Territorio Valverde. En su último baile, 'el Bala' volverá el día 24 de abril para intentar hacer historia e igualar el récord de 5 victorias de Eddy Merckx. Sus 4 en dos décadas distintas (la última, en 2017), ya le ponen en el segundo escalón, junto a Moreno Argentin. Y, si a la Lieja la llaman 'la Doyenne', la decana, por ser la más antigua de todas, uno se pregunta por qué a él aún no le hemos puesto de apodo 'el Decano'.

Otros favoritos incluyen a los dos últimos ganadores, Primoz Roglic y Tadej Pogacar, más Julian Alaphilippe, Tom Pidcock, Marc Hirschi, Jakob Fuglsang, Michael Woods e incluso Remco Evenepoel. Porque esta es la clásica de los hombres de la general, de los vueltómanos. Eso sí, ya sin la llegada con la cota de Saint-Nicolas (conocida como la cima de los italianos) y el muro de Ans, la cosa se decidirá en las subidas de La Redoute y La Roche-aux-Faucons.

Lombardía

Il Lombardia

Con esa vena poética que también gusta tanto a los italianos, la han bautizado 'la clásica de las hojas muertas' por celebrarse en otoño, poniendo punto y final a la temporada ciclista. Este año, el 8 de octubre. Dependiendo de cómo haya ido la cosa, allí estarán los grandes escaladores del panorama mundial, pues esta carrera es para ellos: el último recorrido tuvo 4.700 metros de desnivel positivo. De nuevo los Pogacar, Roglic, Woods, Fuglsang o Nibali, más Aleksander Vlasov Thibaut Pinot o Bauke Mollema irán a por todas. ¿Y Evenepoel? Quizá no le traiga buenos recuerdos...

En el incomparable escenario de los lagos de Como y Lecco, el que antes era Giro de Lombardía (ahora lo han dejado en un artículo) pasará por lugares míticos como el santuario de la Madonna del Ghisallo, donde hay un museo del ciclismo, el Civiglio o el Muro de Sormano. Fausto Coppi es el que más veces se ha impuesto aquí, con 5, pero Purito Rodríguez, Philippe Gilbert o Vincenzo Nibali son los mejores de los últimos años.

De Vlaeminck

Quién ha ganado los 5 monumentos

La gesta de conseguir todos los monumentos está al alcance de muy pocos. De hecho, solo 3 hombres en toda la historia han hecho este pleno, y los podemos considerar con justicia los mejores clasicómanos que han existido. Desde luego, Eddy Merckx es uno de ellos, y el que más tiene en total, con 19 (sí, 19), pero esto casi no hacía falta ni que te lo dijéramos. Los ganó todos más de una vez. Los otros son los también belgas Roger De Vlaeminck, que contabilizó 11 victorias, y Rik Van Looy, que sumó 'solo' 8.

Un cuarto 'monstruo' que estuvo a punto de lograrlo fue el irlandés Sean Kelly, en los 80 y 90. Con 9 triunfos en total (3 Lombardías y dobletes en Sanremo, Roubaix y Lieja), quedó 3 veces segundo en Flandes, así que podríamos decir que le faltó el canto de un duro. Con el mismo número están Fausto Coppi y Costante Girardengo, aunque ellos se concentraron en las italianas (Coppi venció una Roubaix, eso sí).

Lieja sprint

En los últimos tiempos, los dos más grandes han sido Tom Boonen y Fabian Cancellara, con 7 cada uno. Y, en esta lista dominada por belgas e italianos, más algunos franceses y holandeses, destaca un español. ¿Quién si no? Alejandro Valverde, con 4 Liejas, y que además ha sido 3 veces segundo en Lombardía, y ha entrado en el top 10 de Sanremo y Flandes.

¿Es todo? Pues no, porque hay un ciclista actual que puede aspirar a ganar los 5 monumentos: Philippe Gilbert, que también tiene todos menos uno en sus vitrinas: 2 Lombardías, 1 Tour de Flandes, 1 Roubaix y 1 Lieja. También en su última temporada (igual que Valverde), con 38 años, tiene la vista puesta en la Milán-Sanremo, donde podría hacer historia si su plan sale bien. Y nunca hay que descartarlo con un 'viejo zorro' como él.  El 19 de marzo saldremos de dudas. Y después... ¿Van Aert, Alaphilippe, Van der Poel o Pidcock podrán acercarse a estos números estratosféricos?

Newsletter

Suscríbete a nuestro newsletter y recibe todas nuestras noticias. Mountain bike, consejos sobre entrenamiento y mantenimiento de tu bike, mecánica, entrevistas...

¡Estarás al tanto de todo!