¿Qué es la pájara? ¿Cómo evitarla?

Ignacio P. - 2017-11-23 07:39:00

La pájara es un término unido al ciclismo casi desde que se inventó. Todos los que alguna vez se han subido a una bici o les gusta seguir el ciclismo lo han oído, e incluso más de uno nos hemos echado unas risas al pronunciar el término. Pero cuando sientes una pájara en tu propio cuerpo se te quitan las ganas de reír de inmediato -en según que condiciones puede resultar muy peligrosa-. Vamos a ver de que se trata y cómo evitarla.

Pero la pájara, ¿no es la mujer del pájaro?

Pues sí, seguramente se llame así a la mujer del pájaro pero en el ámbito deportivo tiene otro significado. La pájara es una respuesta fisiológica de nuestro cuerpo ante una bajada de glucosa repentina o un agotamiento de nuestras reservas de energía. Si no estamos atentos a nuestra hidratación y nutrición sobre la bici, la pájara llega sin avisar y nos provoca una terrible sensación de cansancio. No tenemos fuerzas para seguir pedaleando, tenemos malestar general, nuestra cabeza está un poco aturdida e incluso comienza la hipotermia.

pájara

Este se debe a, cómo decíamos, que la glucosa desciende de manera notable y repentina de nuestra sangre, y para protegerse, nuestro cerebro nos obliga a parar. El cerebro requiere gran cantidad de glucosa y si interpreta que hay poca en el organismo, manda señales para evitar que otros órganos o músculos consuman la que hay. Así que es nuestro cerebro el encargado de enviarnos las famosas pájaras cuando no somos nosotros mismos capaces de interpretar nuestras necesidades.

Qué hacer en caso de pájara y cómo evitarla

A los primeros síntomas de que algo no va bien en nosotros lo mejor es pararnos, buscar una sombra -si es verano el calor puede acusar los síntomas- e hidratarnos y comer alimentos ricos en hidratos y glucosa como frutas, barritas, frutos secos, gominolas, geles, etc... -aquí te damos algunos consejos para tomar correctamente los geles- Si todo va bien pronto comenzarás a recuperarte y será cuando tus compañeros se rían del bajonazo que te ha dado.

Aún así, sería prudencial que después de una pájara bajásemos un poco la intensidad e intentáramos descansar lo antes posible. Ahora bien, para evitar que esto nos suceda lo importante es alimentarnos correctamente antes de una salida o carrera y en ruta tener una alimentación e hidratación constante. Lo ideal sería que cada 30 o 40 minutos fuéramos reponiendo hidratos y glucosa de manera continua. Lo podemos hacer mediante pequeños bocados de barrita, con geles o como mejor nos siente. Una buena alarma que nos dice que no estamos haciendo las cosas bien es la sensación de hambre y de sed, tenemos que evitar que aparezca. En el momento que tenemos sed o hambre, nuestro organismo ya se encuentra deshidratado o falto de algún nutriente. Por eso importante ir bebiendo y comiendo aunque no tengamos necesidad aparente, de esta forma evitaremos males mayores.  

También puede interesarte